Francisco: recorran el camino de la paz

«Una nube oscura cubre al pueblo Palestino e Israelí, la violencia nunca es camino de paz. El hombre, como ser social nunca puede ni siquiera pensar que la agresión física o material son herramientas adecuadas para aplicar la justicia. Solo el diálogo sincero y el respeto por el otro como ser creado por el Amor de Dios omnipotente puede abrir corazones y mentes para encontrar una salida a los conflictos.

Los cristianos, no podemos aceptar de ninguna manera esta situación que se vive en las tierras de Israel y Palestina. Cual Francisco de Asís nos presentamos a las autoridades de ambos pueblos con cinco panes y dos peses para motivarlos, convocarlos, y sentarlos en la mesa del diálogo y la paz. Así cual milagro del Señor podrán multiplicar beneficios fraternos para ambos pueblos…» Redacción Hermanosol

El Papa Francisco, preocupado por la violencia en Tierra Santa, instó a cesar «el ruido de las armas» y a resolver esta herida a la fraternidad mediante el diálogo. Pidió rezar por las víctimas, especialmente los niños. Su Santidad pidió este domingo el cese de la «terrible e inaceptable» violencia entre israelíes y palestinos, que en los últimos días causó cientos de muertos y heridos inocentes, entre ellos niños.

«Sigo con grandísima preocupación lo que está pasando en Tierra Santa. Estos días, violentos choques armados en la Franja de Gaza y en Israel se multiplican y corren el riesgo de degenerar en una espiral de muerte y destrucción. Numerosas personas heridas y muchos inocentes han muerto, entre ellos los niños. Esto es terrible e inaceptable. Su muerte es signo de que no se quiere construir el futuro, sino destruirlo», advirtió en su reflexión tras el rezo del Regina Coeli.

El pontífice insistió en afirmar que «el aumento del odio y de la violencia, que se está extendiendo por varias ciudades en Israel, es una herida grave a la fraternidad y a la convivencia pacífica entre los ciudadanos» y estimó que «será difícil de ponerle fin, si no se abre inmediatamente el diálogo».

«¿Adónde llevarán el odio y la venganza? ¿Pensamos realmente construir la paz destruyendo al otro?», se preguntó, y clamó: En nombre de Dios, que ha creado a todos los seres humanos iguales en derechos, deberes y dignidad y los llamó a convivir como hermanos entre ellos, llamo a la calma a los que tienen responsabilidad de hacer cesar el ruido de las armas y recorrer el camino de la paz, con la ayuda también de la comunidad internacional».

Francisco invitó a rezar incesantemente, para que israelíes y palestinos puedan encontrar «el camino del diálogo y del perdón, para ser pacientes constructores de paz y de justicia, abriéndose paso a paso a una esperanza común, a una convivencia entre hermanos».

«Recemos por las víctimas y, especialmente, por los niños. Recemos por la paz a la Reina de la paz», concluyó.

Texto Original: Aica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *